¡Comparte nuestra pasión pizzera!

El auténtico tiramisú italiano es uno de los postres estrellas en Allô Pizza, y con todo, pocos conocen el origen de este postre popular en todo el mundo.

Hablar del tiramisú italiano es hablar de uno de los elementos más icónicos a lo largo de toda nuestra particular historia pizzera, desde aquel primer local de Allô Pizza (apenas 30 m2) que muchos reconoceréis con cariño desde hace ya varios lustros, hasta a día de hoy donde ya alcanzamos casi todo Madrid capital (centro, por ahora).

Hemos crecido, pero la esencia artesana y la pasión por hacer las cosas con cariño siguen presentes, y nuestro homenaje al auténtico tiramisú italiano es una buena muestra de ello. Porque anda que no le encuentras historia al tiramisú cuando empiezas a escarbar un poco entre tomos y tomos de recetarios pasteleros italianos.

A VER SI NOS PONEMOS DE ACUERDO

Algunos emplazan el auténtico tiramisú en el siglo VII, cuando los pasteleros de la ciudad de Siena buscaban un postre capaz de representar las virtudes del aristócrata, combinando el café como símbolo de fuerza, el cacao como símbolo de virilidad y el queso mascarpone como el símbolo de la humildad. Otros lo emplazan en el siglo XIX e incluso otros tantos sitúan su creación en los burdeles del norte de Italia, donde se vendían los supuestos efectos reconstituyentes y afrodisíacos del auténtico tiramisú italiano. Mucha leyenda y poca unanimidad sobre su origen.

Si bien su origen sigue siendo incierto, el sabor de esta delicia es inconfundible

 

Lo que parece no generar dudas es la unanimidad alrededor de su significado etimológico: “tira mi su”, que traducido al castellano vendría a significar un “tírame arriba”, una expresión con unas curiosas connotaciones que no dejarán de sorprenderte. Esta expresión haría referencia al empujón de energía producido por el auténtico tiramisú italiano debido a sus ingredientes ricos en carbohidratos (principal fuente de energía para tu organismo, dicho sea de paso).

RECETA: AUTÉNTICO TIRAMISÚ ITALIANO

Aunque su popularidad le ha hecho verse mundialmente influido en su composición, el auténtico tiramisú italiano vendría a incluir los siguientes ingredientes:

  • Una base sólida en forma de bizcocho suave al paladar.
  • Huevos (separados en yemas y claras a punto de nieve).
  • Queso mascarpone por su sabor y consistencia, aunque pueden usarse otras variedades.
  • Un suave regusto a café al que añadir algún tipo de licor para aromatizar y reforzar el sabor del tiramisú italiano.
  • Por último, una cubierta de cacao en polvo para crear esa sensación de contraste con el dulce y reforzar el regusto a café.

Y como cada tiramisú italiano tiene sus particularidades, de nuestro tiramisú diremos que combina la suavidad de un capricho ligero con la alegría que provoca uno de esos postres que te dejan con la sensación de haber comido ni más ni menos de lo que estabas deseando. Un postre para cumplir perfectamente con su cometido.

Así que ya lo sabes: en Allô Pizza no solo preparamos las mejores pizzas artesanas a domicilio en Madrid, sino que también nos van los postres caseros completamente artesanos. Y si no nos crees, prueba nuestro auténtico tiramisú italiano y luego nos lo cuentas.